Loading...

lunes, 19 de septiembre de 2011

EL "MOTHMAN" MISTERIO !!

Es indudable, hay cosas que no podemos explicar. Cosas cómo la que en Noviembre de 1966 vivieron cinco hombres cerca de Clendenin, en West Virginia. Cosas cómo esa no se olvidan, estoy seguro. Estos cinco hombres se hallaban en el cementerio local, preparaban una lápida para un funeral cuando de detrás de uno de los árboles cercanos emergió una especie de figura que echó a volar sobre sus cabezas. Ninguno de los cinco hombres pudieron ponerse de acuerdo en qué era aquella extraña criatura que había volado sobre sus cabezas. Algunos decían que era un pájaro gigantesco, otros decían que era más bien parecido a una especie de hombre con alas… En lo que sí pudieron ponerse de acuerdo, es en que aquella criatura, fuese lo que fuese, había helado sus corazones y que jamás podría salir de su recuerdo… Por suerte o desgracia esto no fue un caso único, era solo la punta del iceberg, el primer peldaño de una gran escalera de sucesos continuados que asolarían a todo el Oeste de Virginia, y más concretamente a la pequeña localidad de Point Pleasant… La extraña criatura echó a volar por encima de las cabezas de aquellos cinco hombres y ninguno pudo determinar qué era aquello. La extraña criatura echó a volar por encima de las cabezas de aquellos cinco hombres y ninguno pudo determinar qué era aquello. Y nos vamos directamente a uno de los casos más sonados y que realmente alarmó a la gente sobre esta misteriosa criatura. Ocurrió la noche del 15 de Noviembre del mismo año, 1966, unos días después del avistamiento de la criatura en aquel cementerio. ¿Los protagonistas? Dos parejas: Roger y Linda Scarberry, y Steve y Mary Mallette. En plena noche, estas dos parejas iban en el coche de Roger y conducían en busca de unos amigos por una zona bastante abandonada en las afueras lejanas de Point Pleasant. Esa zona es conocida cómo “TNT”, una vieja fábrica de explosivos usada en la Segunda Guerra Mundial, posteriormente las instalaciones habían sido usadas por una industria química y ahora no era más que un viejo edificio completamente abandonado y semiderruido. Estos cuatro testigos llegaron por la zona aún conduciendo bajo la noche y al pasar junto a un generador eléctrico se encontraron en un punto dónde podían divisar ya la puerta del viejo edificio. Pues agarraos, queridos lectores, porque lo que vieron en aquella noche de 1966 debió de marcarles a fuego para toda la vida, y aseguro que si esto nos pasa a alguno de nosotros no podríamos olvidarlo jamás. En la oscuridad de la puerta de aquel edificio pudieron divisar dos puntos rojos casi inmóviles, cómo si fuesen dos ojos observando y acechando en la noche. Pero la cosa se complicó cuando aquellos dos puntos rojos se movieron y permitieron distinguir a los testigos lo que parecían ser dos ojos de una enorme figura, tal vez de dos metros de altura, con piernas, apariencia humana y de color gris. El miedo no tardó en disparar los nervios de los cuatro testigos. Roger, que era quien conducía no dudó en pisar el acelerador e irse de allí, aquella enorme figura de origen desconocido les había helado la sangre. Rápidamente el coche se lanzó por la carretera 62 a 160 Km/h, y rápidamente Linda se dio cuenta de que la criatura les estaba siguiendo casi sin esfuerzo, a unos metros del coche, y que llevaba desplegadas dos alas enormes de unos 3 metros. La testigo Mary Mallette contó posteriormente cómo la criatura parecía emitir una especie de chillido parecido al de los ratones, pero más agudo. Impresionante, amigos, impresionante. Y ahora pregunto yo, ¿qué diablos (y nunca mejor dicho) fue aquella criatura que vieron estos 4 testigos en el abandonada área TNT? ¿Una criatura a medio camino entre lo humano y lo animal? ¿Por qué exactamente coincide con lo que vieron los testigos en aquel cementerio días antes? ¿Era la misma criatura? ¿Qué hacía aquel ser en el abandonado edificio de la Segunda Guerra Mundial? ¿Y cómo pudo seguir a estas dos parejas a la velocidad de 160 Km/h? Un asunto realmente intrigante. Y uno de los asuntos más conocidos y estudiados por todos los amantes del misterio. El qué era aquella cosa que aquella noche vagaba en el viejo área TNT es algo que levanta miles de teorías pero que aún hoy día carece de una explicación real. Ocurrió algo, eso seguro, ¿pero qué fue? Eso ya no podemos saberlo de momento, me temo… Pero continuemos con el avistamiento. Resulta que esta misteriosa figura siguió a los testigos hasta la entrada de Point Pleasant, dónde por fin dejó de perseguirlos. Los testigos, con los nervios desquiciados, no tardaron en contar su relato al sheriff de Mason. El propio sheriff, tras escuchar tan inquietante relato, fue él mismo hacía el área TNT, pero solo pudo detectar una extraña interferencia de radio, nada más. El caso no tardó en difundirse por todo el país… Periodistas de todo tipo, gente curiosa y amantes del misterio acudían a Point Pleasant en busca de aquel misterioso ser, bautizado por muchos (debido a sus ojos rojos y su aspecto) cómo “Mothman”, “El hombre polilla”. Edificio abandonado en el Área TNT, el mismo en el que los testigos vieron los dos ojos rojos que más tarde pudieron identificar cómo una enorme figura prácticamente humanoide. Normalmente este tipo de casos suceden una vez y ya está, todo se desvanece, todo se esfuma. Por suerte o desgracia esta vez no fue así. No tardó en haber un nuevo testimonio sobre el Mothman en la zona. Ocurrió a una señora llamada Marcella Bennett, quien iba en su coche con su hija pequeña de dos años y un matrimonio amigo. Iban por la ciudad de Point Pleasant hacía la casa de una pareja que conocían. Cuando llegaron y aparcaron el coche en plena anoche ante la casa de esa pareja, la señora Bennett descendió del vehículo y se llevó un sobresalto que bien podrá permanecer en su memoria el resto de su vida. Tumbada en el suelo tras el vehículo había una especie de “figura humanoide”, tal y cómo la describía la señora Bennett. Esta figura se irguió poniéndose en pie emergiendo desde detrás del coche. Se le describe cómo un ser enorme, gris, mayor que una persona, con dos ojos rojos que brillaban con una intensidad descomunal y parecía no tener cabeza definida. La señora Bennett cayó al suelo casi desmayada, junto con su hija de dos años. Fue el matrimonio amigo que iba con ellos quienes ayudándolas las entraron en la casa de la pareja y se encerraron allí. Asustados, con el miedo recorriendo sus cuerpos, esperaron encerrados en la vivienda mientras oían cómo la criatura merodeaba por fuera durante unos minutos, e incluso creyeron que intentó observar el interior de la casa a través de las ventanas. No sé a vosotros qué os sugiere esto, pero a mi me vienen a la mente palabras cómo: escalofriante, desconocido, terror, y sobre todo misterio… mucho misterio. La figura había vuelto, ¿qué era, de qué se trataba? Las preguntas seguían en el aire y no tardaron en llover más testimonios y casos de gente que lo vio, algunos en los tejados de casas asegurando que luego echaba a volar, otros mientras conducían… El número de casos fue enorme. El periodista John Keel se desplazó a Point Pleasant para recoger testimonios e investigar el caso. Posteriormente publicó un libro llamado The Mothman Prophecies dónde narró los numerosos testimonios recogidos sobre extrañas interferencias de radio y televisión en el pueblo, avistamientos de extrañas criaturas, etc… Incluso se llegó a rodar una película basada en este libro, interpretada por Richard Gere no hace mucho. La cosa se complica y es que muchos ciudadanos aseguran que hubo hombres de negro (muchas veces presentes en este tipo de casos) en el lugar llegando incluso a amenazarles para que no contasen sus experiencias. Una de las personas amenazadas por estos hombres de negro fue Mary Hyre, una periodista que seguía muy de cerca el caso y realizaba investigaciones en Point Pleasant. Por lo visto le instaron amenazándola a que dejase de publicar artículos sobre el tema y de difundir información. Esta periodista contaba cómo tenía un sueño también que se repetía cada noche en el que el puente de Silver Bridge, que se sitúa a la entrada de Point Pleasant, se derrumbaba y ella caía entre paquetes de regalos. Más adelante veremos que este sueño es una conexión con algo muy importante. Otro de los avistamientos le ocurrió a Newell Partridge, un habitante de Point Pleasant. Era de noche, estaba a punto de prepararse la cena cuando de repente la televisión perdió la señal y escuchó ladrar a su perro, un pastor alemán, fuera de la casa. Newell notó algo extraño en los ladridos de su perro, ladraba de forma extraña, así que se dispuso a ver qué ocurría. Cuando salió afuera vio cómo a una distancia de allí, en el campo que había junto a su casa, de un lugar bañado por las sombras, emergían dos puntos rojos que se acercaban en su dirección. Su perro se lanzó hacía la zona oscura de dónde provenían aquellos dos puntos rojos. Newell sintió un miedo atroz, algo le hizo ponerse alerta y corrió a encerrarse en su casa. No volvió a ver a su perro nunca más. No sabe qué le ocurrió, no lo pudo encontrar y no se explica qué eran aquellos dos ojos rojos que, en plena noche, le causaron tanto pavor. Y existen montones y montones de casos más que asolaron a todos los vecinos de la comunidad de Point Pleasant. ¿Pánico colectivo? ¿Alguna clase de experimento sociológico? ¿Un pájaro enorme? ¿Alguna especie animal que desconocemos? ¿Una criatura criptozoológica tal vez? ¿Un humanoide? ¿Qué era aquel ser de alas enormes, aspecto humano, con dos enormes ojos rojos y que echaba a volar con una facilidad impresionante por encima de los testigos? Hubo incluso una teoría que proponía la posible creación de algo realmente extraño por causa de los productos químicos en el área TNT. Hubo quien relacionó a este ser con los Ovnis. Lo que es seguro es que tantos testigos no pudieron mentir, y más inquietante es que todos los testimonios se pareciesen tanto. ¿Qué diablos fue? Solo ponemos suponerlo, pero qué vieron algo es indiscutible. Bocetos de posibles aspectos del hombre polilla. Hubo una teoría muy bien elaborada en la que se exponía que el Mothman podría ser en realidad una especie de buitre muy concreta, pero los vecinos se negaron a aceptar esto, pues nunca habían visto un ave así por la zona y además aseguraban que la criatura que habían visto no se parecía a nada que hubiesen visto antes, que era realmente aterradora. Hubo incluso quien propuso la teoría de que el Mothman fuese una grulla canadiense (un pájaro muy popular en el lugar), que incluso podía haber mutado por la radiactividad o restos de productos químicos de la zona TNT, aunque todos los testigos aseguraron que lo que vieron tampoco era una grulla. ¿Fue el Mothman un ave o algo totalmente distinto? Visitas de extraños personajes, llamadas misteriosas, todo tipo de avistamientos, pánico en el pueblo… Todo siguió sucediéndose sin descanso… Recorte de periódico de 1966 dónde las autoridades daban por hecho que el Mothman era un pájaro (¿tal vez para cesar el pánico colectivo?). Realmente esto nunca pudo ser demostrado. Por desgracia todo este círculo de avistamientos acabó en una catástrofe. Fue un día triste para Point Pleasant. El 15 de Diciembre de 1967 muchos de los testigos que habían visto al Mothman se encontraban viajando en coche (entre los testigos se encontraba la periodista Mary Hyre que hemos nombrado antes). Los coches pasaban por el puente Silver Bridge (el cual cruza el río de Ohio) que comenzó a emitir un extraño chirrido hasta que, desgraciadamente, se vino abajo y se destrozó por completo. Fue una gran y triste catástrofe que acabó con la vida de más de 46 personas aquella noche de Diciembre. Curiosamente, a partir de aquel día el Mothman no volvió a ser visto en el lugar. Muchos no tardaron en unir esta catástrofe con los misteriosos avistamientos. Muchos dijeron que fue una entidad maligna que vino a causar esta catástrofe. Otros opinaron que en realidad era una especie de ángel que vino a avisar de que iba a suceder. El antiguo puente Silver Bridge que acabó derrumbado en 1967. Hoy día hay un monumento a los que murieron en aquella catástrofe en Point Pleasant. Lo que sí es seguro es que aquel día se cerraba el círculo de una época de extraños avistamientos que precedieron a una catástrofe, puede que relacionada o puede que no. Lo que resulta aún más inquietante si cabe es que el Mothman no solo se ha aparecido en Point Pleasant. También se ha aparecido en otros lugares antes de grandes catástrofes. En Chernobyl, en 1986, en Abril, unos cuantos trabajadores vieron un extraño ser gris, de enormes alas y grandes ojos rojos, tuvieron extrañas pesadillas e incluso recibieron misteriosas llamadas en las que no contestaba nadie. Poco después la central de Chernobyl explotó y ocurrió otra catástrofe. En Chicago, antes del terremoto de 1951 también hubo numerosos avistamientos de un ser que también se describía cómo grisáceo, con alas y que sobrevolaba la ciudad, provocando el nerviosismo y el pánico entre los vecinos los días antes de la catástrofe, momento en el que ya no volvió a vérsele. ¿Es realmente el Mothman un presagio de catástrofes que van a ocurrir? ¿Viene a avisarnos? Hoy día el Mothman es muy conocido, incluso en el propio pueblo de Point Pleasant le han hecho una estatua al Mothman cómo eterno recordatorio.
MUCHOS BESOS A TODAS/OS SIGO QUERIENDO A TODO "KISKIS" BESOS DE AVE...FENIX...VUELVE....

2 comentarios:

  1. Muy buenos días, pase por tu blog y fue un honor el visitarte, tienes un espacio precioso muy bien cuidado y con unas entradas fantásticas, te deseo que la semana valla viento en popa, desde Jaén un abrazo

    ResponderEliminar
  2. HOLA MIGUEL....
    MUCHAS GRACIAS POR TUS PALABRAS , HAGO LO QUE PUEDO...TE DESEO LO MISMO ....
    JAÉN BUENA TIERRA ...DESDE BARCELONA UN FUERTE ABRAZO....FELIZ FIN DE SEMANA !!

    ResponderEliminar

Seguidores